Los millenials son buenos para endeudarse, pero no para ahorrar o invertir.


Hay ciertas características que separan a un millennial de un baby boomer o de una persona de la generación X, y eso también lo saben las entidades financieras.

Pese a que las nuevas generaciones siguen demandando los productos que tradicionalmente pedían sus padres y abuelos, la necesidad de inmediatez, de llevar la banca en el bolsillo y una urgencia por productos adaptados estratégicamente a sus necesidades han ocasionado un giro en el mercado financiero y, por ende, en la forma en la estas entidades llegan a su público.


Los millennials esperan que la tecnología sea la prioridad y demandan que el banco esté en todos los lugares a los que vayan, sobre todo por la forma en como se relacionan, y la rapidez con la que adquieren otros productos y servicios.

Esto hace que la banca deba moverse al ritmo acelerado en el que esta generación camina, para motivarlos a ahorrar, invertir y gastar.

En términos generales, los millennials son buenos clientes financieros cuando se habla de solicitar un crédito, pero no cuando se trata de ahorrar o invertir.

El 44% de los clientes del Banco Nacional, por ejemplo, pertenece a esta generación y utiliza créditos de consumo y de vehículo –como su principal fuente de financiamiento–, seguidos por los créditos para vivienda y las tarjetas.

En el caso de l Banco Popular, representan el 30,2% de la cartera de clientes y utilizan principalmente los ahorros voluntarios, las tarjetas y créditos en general.

Se le pidió al BAC San José datos exactos sobre sus clientes de esta generación, pero no brindó la información.

Por su parte, el Banco de Costa Rica (BCR) está desarrollando actualmente una marca especializada exclusivamente en millennials , que será presentada durante este 2017.


Fuente: elfinancierocr.com

Entradas populares de este blog

(Conversación) La Estafa Del Sistema de Pensiones, con Eli Feinzaig

Yo Hago Lo Mismo Que Tú, Pero A Mi Me Pagan.

Por Qué Yo No Invierto en Fondos de Inversión